¿Qué es un smart contract? | Diego González

12 de June de 2019

Ya te hemos hablado de la importancia de la transformación digital para las empresas en este 2019. Uno de los puntos clave de esta transformación es la tecnología blockchain, de la que habrás oído hablar en más de una ocasión (sin ir más lejos, en nuestro blog).

Uno de los conceptos básicos de esta tecnología son los smart contracts. Por ello, nuestro Blockchain Expert, Diego González, nos cuenta en este vídeo qué son exactamente y qué función tienen. 

 

Cuando hablamos de smart contracts o contratos inteligentes, generalmente nos referimos a programas que garantizan el cumplimiento de un acuerdo entre dos o más partes. En un principio, el concepto se utilizaba para designar descripciones formales, carentes de ambigüedad semántica, que podrían actuar como garante de un acuerdo sin necesidad de un tercero.

Este hecho es profundamente interesante, dado que al escribir el contrato en código en lugar de utilizar el lenguaje natural, si contamos con un sistema capaz de “computar”, interpretar o “ejecutar” dicho código, se elimina la necesidad de un organismo que tenga que “aplicar la ley” u “obligar al cumplimiento de la misma”, se elimina la necesidad de un organismo externo. El código se convierte en la ley. El código se convierte, de alguna forma, en una especie de acuerdo autovalidado.

El término smart contract se ha generalizado y se utiliza habitualmente para describir todo tipo de programas cuya lógica puede ser ejecutada en un sistema con tecnología blockchain.

Así que, en otras palabras, solemos llamar smart contracts a pequeños programas con cometidos diversos pero que tienen en común el hecho de que “viven en el blockchain” y cuya correcta ejecución está garantizada por la naturaleza de este tipo de tecnología.

Si quieres más información sobre el uso de la tecnología blockchain en la certificación de documentos y facturas, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. ¡Estaremos encantados de atenderte!

Contacta con nosotros


∴ También puede interesarte:

2019: el año del afianzamiento de la transformación digital

La firma electrónica cualificada | Ángel Aparicio